Museo Chileno de Arte Precolombino
 

El encuentro > Norte Árido

1 2 3 4 5
Mapa de la Audiencia de Charcas, siglo XVII.

Cruzando la inmensidad

Almagro, al llegar a Copiapó se entera a través de los caciques que a lo largo del camino por el Despoblado existían pozos de agua o jagüeyes. Decidió entonces que los casi 400 hombres caminarían en grupo, cada uno con sus caballos, indígenas de servicio o yanaconas, alimentos, vasijas, calabazas y odres confeccionados con cuero de animal, todo ello para depositar el agua que irían encontrando, y los alimentos que llevaban y podían conseguir.

Un mes más tarde, los hombres que habían venido por mar se reúnen con Almagro en “Atacama la Grande”, donde fueron atacados por los indígenas. Los naturales habían despoblado sus lugares y se habían refugiado en un pukara. Los castellanos descansaron por varios días de su paso por los arenales, hasta alcanzar “Atacama la Chica”. Continuaron viaje hacia el norte y observaron que se sucedían más oasis y valles que en el camino del Despoblado. La estrategia de avance fue en pequeños grupos autosuficientes. Cuando la totalidad de la hueste llegó al valle de Pica encontraron algunos hombres de los primeros grupos muertos, sus cuerpos estaban despedazados. El ejército se detuvo allí por algunos días y recogieron el maíz que se encontraba almacenado en depósitos o silos.

Había que llegar al camino de la costa o de los llanos para arribar a las aguadas de los valles de Arica y Tacna, pero aún debían atravesar las pampas nortinas. Llegaron a una provincia que se llamaba Turapaca o Tarapacá, cuya población se encontraba en estado de rebelión y había escondido todo el alimento y el ganado. A comienzos de 1537 llegaban al valle de Arequipa, en el sur de Perú.

1 2 3 4 5